Fracasa el proyecto para capturar los pedos de las vacas argentinas

(…)

«Es una forma económica y práctica de secuestrar esas emisiones y utilizarlas como sustituto energético», afirmaba en su día el padre del proyecto, el coordinador del grupo de Fisiología Animal del INTA Castelar –Buenos Aires–, Guillermo Berra. «En aquellos lugares donde no llega la energía convencional, los productores pueden tener una alternativa para cocinar, iluminar sus viviendas e, incluso, manejar sus autos», indicaba el investigador, que pensaba en la vaca como un «biodigestor con patas».

Leer más: elperiódico

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*