Acude al médico después de meterse un cable USB por el pene

Y es que por alguna razón un adolescente taiwanés de 13 años decidió que sería buena idea conectar un USB a su pene ¿querría comprobar si se cargaba? Pero no se limitó a la puntita, sino que se metió 20 centímetros de cable por la uretra hasta tocar con la vejiga.
Leer más: Menéame

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*