Cava un túnel de su casa al bar para huir de los ronquidos de su mujer

Son muchos los relatos de ficción que, durante décadas, han tratado de convencernos con la milonga de que estamos rodeados de héroes. Personas con un don especial que, tras una máscara o un traje sumamente llamativo, se encargan de combatir el mal y salvar el mundo. Pero, más allá de los Batman, Spiderman, Superman y el resto de la tropa, a nuestro alrededor encontramos verdaderos héroes de carne y hueso. Seres humanos como cualquiera de nosotros que, por una u otra razón, dedican su tiempo a demostrar que, pese a todo, el ser humano es extraordinario.

Como ocurría, por ejemplo, en la película ‘Cadena perpetua’, en la que un hombre inocente encarcelado decide ingeniárselas para tender una trampa a los corruptos mandamases de la prisión y fugarse. Se trata de un hombre normal con la templaza y la paciencia suficiente para urdir un plan de varios años en busca de la libertad. Pero no hay por qué recurrir a los guiones de las grandes películas de Hollywood, basta con leer las noticias para saber que estamos rodeados de héroes capaces de cualquier cosa con tal de alcanzar la libertad.

Leer más en la gran República Insólita

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*