Pillan a un elefante rascándose con un Volkswagen Polo

No hay nada peor que querer rascarse y no poder. Si encima se une que son las cuatro de la tarde en plena Sudáfrica, el trámite para lograrlo puede convertirse en todo un infierno y hacer que acabes realmente ‘engorilado’. Por eso, cuando este elefante vio acercarse un utilitario con dos turistas supo que había llegado el momento perfecto.

Los dos ocupantes del Volkswagen Polo, aterrorizados, se encontraban en el sitio equivocado en el momento equivocado. Sin tan siquiera tener la delicadeza de preguntarles si tenían el seguro a terceros o a todo riesgo, el elefante se frotó con todas sus ganas por el capó y el techo del vehículo hasta que logró aliviar su desdicha.

Fuente y leer más: Libertad Digital

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*